domingo, diciembre 10, 2006

Quítame de ahí esas pajas

Una vez leí El anatomista, de Andahazi. Me aburrí. Mucho. Y cómo no: el tema central de la novela es el descubrimiento del clítoris por un hombre. ¿Hace falta apuntar su imbecilidad? Hoy pispeo la lista de best sellers de “La Nación”. Está en tercer lugar un libro del mismo autor. Premio Planeta 2006. La breve reseña dice que trata de un indígena mexicano que descubre Europa antes de la llegada de Colón a América. Uf.

31 comentarios:

Anónimo dijo...

Según un amigo que escribe y publica (ya le diré quien, si le interesa), Andahazi sería merecedor de cierta piedad porque él mismo (A) reconoce que escribe para vender, y además es bastante buena gente, no tiene problema en ir a Jujuy o más lejos a dar una charla, una conferencia en una biblioteca perdida, ese tipo de cosas. Le cabría algo así como: "hay tipos mucho peores", la diferencia es que no escriben.

Anónimo dijo...

y además descubrió el clítoris, qué tanto.

Giselle dijo...

No leí "El Anatomista", pero vaya si hay maneras y maneras de contar semejante descubrimiento. Yo rescato: por lo menos lo encontró Algo es algo :)

Vero dijo...

¿Pero no es raro que la mina portadora del mismo no se lo hubiese descubierto antes, que lo tenía, digamos, más a mano?

Vero dijo...

(Me estoy yendo al carajo desastrosamente. ¿Será el calor?)

Anónimo dijo...

Hace un año, cuando se hicieron las mesas redondas sobre blogs en el Rojas, además de conocer a lo más granado de esta querida fauna, tuve ocasión de compartir una velada altamente etílica con tres sujetos que conocen a FA, en distintos ámbitos y en diversas épocas.

No suelo guiarme por juicios de este calibre, frecuentemente influidos por nuestras melindrosas humanidades pero, en este caso, me aplastó la unanimidad.

No, ni siquiera es buen tipo.

Anónimo dijo...

Se ve que no frecuentamos las mismas fuentes. Al fin y al cabo el mundo no es sino una versión.

Leandro dijo...

Yo leí El Anatomista y alguno más, y me pareció mucho copy+paste. El tipo, cada vez que leo alguna entrevista, enferma un poco más: abjura de todos los escritores consagrados, dice que escribe para comprarse motos caras, etc.
En el Página/12 salió una nueva entrevista a causa del premio; el periodista le pregunta por qué todos lo odian, él contesta:

Contrariamente a lo que parece, tengo el privilegio de ser uno de los autores más reconocidos por sus pares: Liliana Heker, Juan José Manauta, Héctor Tizón, Vlady Kociancich, Luisa Valenzuela, Marco Denevi, Tomás Eloy Martínez, Osvaldo Bayer, entre otros jurados que me premiaron. Pero esta hostilidad la pude entender claramente durante la entrega del Premio Planeta. Hubo un finalista que salió a acusar al jurado de “manga de miopes intelectuales”.

No sé, ¿esto prueba algo?

inx dijo...

¿Será que el tipo descubrió el clítoris y todavía no sabe qué hacer con él? En otro orden de cosas, me encanta la acusación de "miopes intelectuales" me compongo la imagen de un tipo gritando a voz en cuello ante el jurado semejantes palabras y me muero. De risa.

Anónimo dijo...

Yo, lo único que le envidio a F.A. es la moto.
Carlos, recuerdo esa conversa entre pizzas y cerveza. ¿Y no sería la cerveza, precisamente, la que hizo nublar los ojos y los juicios? Pero tenés razón en algo, los hay peores: Soriano, Fontanarrosa, Caparrós...

Silvia Sue dijo...

Á ver...yo creo que lo tenía...por acá...no,no, era un poco más arriba...a ver...tampoco.
Pucha ¿qué era lo que buscaba? ¿el punto G? Ah, no, el llamado clítoris. Que lío esto del disfrute sexual, hay que saber dónde queda todo y yo siempre tan desorientada.
Mejor me encierro a leer El anatomista y me indago, qué tanto.

Anónimo dijo...

Bardamu, usted siempre con la pala en la mano...

Leandro dijo...

> los hay peores: Soriano,
> Fontanarrosa, Caparrós...

Fontanarrosa por lo menos es divertido.

Anónimo dijo...

Guillermo Martínez!

Bueh, y mejor no profundizar con los nombres de la nueva camada...

Anónimo dijo...

1. No hace falta ser un gran indagador para dar con el clítoris, qué tanto!...otra cosa es el punto g. (si alguien sabe de él acepto alegremente coordenadas)
2. No leí ese primer libro por puro prejuicio. Detesto los hombres que hacen de los genitales femeninos cifra de lo esquivo.
2. Tampoco me interesa el descubrimiento de Europa. Seguro que el descubridor puede ofrecernos una clave para la lectura de la decadencia de occidente. guau! Qué buen libro para no leer.
3. qué será,QUEEE, lo que anda buscando REALMENTE?

Vero dijo...

Lo que me llamó la atención cuando leí la reseña del nuevo libro es que otra vez se parte de un hecho inverosímil. De ahí el “Uf”. No me creí El Anatomista. Me gustan los libros y estoy muy dispuesta a creerme que la luna es de queso (al menos mientras leo): convenceme. Me pareció no sólo aburrido, sino decididamente malo. Me acuerdo de que cierto fragmento se reproducía de manera casi idéntica. Claro que otros autores usan la repetición con fines poéticos o irónicos. Se me escapa la razón en este caso. Sospecho que es simple torpeza (¿te parece que se habrá enviciado con el copy+past, Leandro?). Es probable que yo sea una lectora poco atenta. Quizás haya una ironía demasiado sutil para mí. Puede ser. Si no, es un error demasiado evidente.
En cuanto a la persona, no tengo idea si es buen o mal tipo, Carlos, Fander, Luis. Tiene facha, unos lindísimos ojos rasgados, pero lo vi en la tele después de leer el libro. Para resultarme atractivo un hombre me tiene que parecer inteligente. Ojo que digo parecer y no ser, qué sé yo quién es inteligente o no.
Me hiciste reír, Sue. Como dice Daniela, está ahí nomás, che. Del punto G, Dani, se habló en la Plaza, hace un tiempo, con croquis y todo, preguntale a la prima. Sí, creo que el tipo apuntaba a eso, al clítoris como metáfora de misterio. Uf y más uf. Concuerdo con vos estrepitosamente en todo lo que decís. La verdad es que lo leí presuponiendo que iba a ser malo, pero con curiosidad por ver qué le veían. No vi.
Les agradezco mucho a todos por los comentarios.

Leandro dijo...

Claro, yo había pescado lo mismo, por eso dije lo del copy+paste. El libro no es grande, está impreso con tipografía de cuerpo considerable para que ocupe más; me dio la sensación de que el recurso de repetir párrafos era menos con fines poéticos que con el fin de incrementar el magro volumen.
Respecto al punto G... ¿no estaba algunos centímetros hacia dentro del tunelito vaginal? La mujer está llena de botoncitos mágicos: que los pezones, que el punto G, que el clítoris... la consola del hombre tiene una palanca y gracias.

Anónimo dijo...

Andahazi es Dios. o sea, no existe.

Anónimo dijo...

Basta. El clítoris está acá. Ven? y el punto G... si siguen la posta... y Andahazi chu! fuera de aquí y practique con su Fiorella.
[jojojo! hacerse el guapo es refácil en internet]
mañana nos tocamos el hipotálamo.

Anónimo dijo...

Pues claro: teóricamente yo también se donde está...es más hasta me lo invento y hace cosquillas.
No me importa nada, mi próxima vida la dedicaré a la literatura!!!

jmslayer dijo...

Leí el Anatomista con los dientes apretados, es decir, a las puteadas por tener que leerlo... bah, nadie me obligaba, pero me lo habían recomendado tanto... tanto... que quería terminarlo para criticarlo como merecía.
Ahora no recuerdo mucho, entre otras cosas el que por momentos me parecía estar leyendo una copia mala de Ballard.

Jorge Alberdi dijo...

No leí el anatomista porque tuve la 'suerte' de encontrarme con otro libro del señor que me pareció tan tan malo (lo tengo tan negado que no me acuerdo el tìtulo y lo busqué pero evidentemente se lo regalé a algún enemigo)que llegué a dudar: seguí leyendo temiendo que de tan malo fuese muy bueno. Es decir, estar ante una obra que lleva el género al límite, hasta transformarlo en otra cosa, más allá de mis paradigmas literarios; una obra revulsiva, fundacional. Y sí, lo hizo, lo transformó en mierda.
Al final me calenté!

Vero dijo...

Hoy domingo fui a mirar de nuevo. ¡Está primero!

Anónimo dijo...

OO! Conozco un señor (Tozzini de apellido) que esta en el tema de hacerle quilombo por plagio a Andhanazi por el ultimo libro. Escribió un cuento muy similar en los `90 para La Maga.. oops.
Debo admitir que con "las piadosas" me toconiè...las hormonas jajjaaj.

Vero dijo...

No me sorprende, m.c. Si la ayudó a toconiarse, para algo bueno sirvió.

ericz dijo...

mama Chernobyl, lo del supuesto plagio es una fantasía de uno que quiere salir del pozo como sea, tipo los que escriben libros "hitler vive" "las torres las derribó Galtieri" etc.

Anónimo dijo...

Fragmento tomado de la página 80 de El Conquistador, último libro de FA:
"Los humores adolescentes invadían la sangre, corrían por las venas, se crispaban en la piel y se resistían al llamado de la razón. Quetza olvidó por completo las estrellas y, dándoles la espalda, reptó por el cuerpo generoso de Ixaya que lo esperaba con las piernas separadas. El pequeño taparrabos de pronto no alcanzaba para impedir que el impetuoso guerrero, inflamado, quisiera librar su primera y acaso última batalla."

Lo del guerrero inflamado me deja con la boca peligrosamente abierta...

Vero dijo...

Tres oraciones, y cada una supera a la anterior.

Anónimo dijo...

che, están todos muertos de envidia o me parece a mí. Ir a fijarse a las listas de Best Sellers... están corroídos por el resentimiento. Y ustedes qué carajo escribieron?

Vero dijo...

Te parece, anónimo, te parece.

Gus Nielsen dijo...

¿El punto G será el punto Gus?